Un Genio Llamado Jim Carrey.

proxy

Es, inmensamente fácil y tentador, calificar un actor de comedia como un «payaso». Un bufón encargado de producir carcajadas en la audiencia, producto de una personalidad extrovertida y temeraria, impulsora de actos circenses, muchas veces hilarantes, algunas veces humillantes. Pero son ellos, algunas veces, muchísimo más. Jim Carrey fue el último de esa estirpe, y tal vez igual de grande a todos sus antecesores. Charles Chaplin, Buster Keaton y, para sorpresa de muchos, Marilyn Monroe, son exponentes clásicos de esta figura que trasciende épocas. Porque parece ser, no existe nada más alejado de la realidad que esa caracterización simplista y, en muchos aspectos, bastante ridícula sobre ellos hecha.

Se deja abierto para el debate, pero las tres estrellas masculinas más grandes del cine en los años noventa fueron Tom Cruise, Tom Hanks y Jim Carrey. En el último caso, fueron sus muecas, su histrionismo, su salvaje expresión corporal, los rasgos de su actuación, de su arte, los que le dieron la adoración mundial. Todos estos elementos se consideran fallidos y equivocados dentro de los cánones que se conocen como un performance clásico, en sentido estricto son elementos de una sobreactuación que destruyen lo que debe ser un «actor de personajes», de «carácter», como se ha traducido en forma errónea en español la expresión «character actor«.

Jim Carrey

Leer más »

Anuncios

GOW, por George Orson Welles (Primera Entrega).

George Orson Welles.

Fue el más grande; pero su tragedia fue nunca llegar a ser realmente el más poderoso. Su lugar predilecto era en los extremos, al que llegaba porque le sobraba de todo: talento, cultura, genio. Pero, como es natural, al ubicarse en un lado de la balanza de la vida, lo encontrado a la otra orilla era también una realidad apabullante por su escasez: dinero, oportunidades, amigos. George Orson Welles, su vida, es la película más grandiosa jamás hecha en Hollywood. Un amor fou entre un artista y los diferentes medios que usó para expresarse, a los que transformó a su paso por ellos. Su nombre impactó en el teatro, la radio y el cine, para siempre; pero fue en este último, la última de sus amantes, donde habría de encontrar su eterna femme fatale, una que, como dicta en esencia el personaje, habría de destruirlo hasta extinguirlo en la más triste de las situaciones.

David Thomson, en su fascinante pieza para The Guardian titulada con elegante obviedad como «Orson Welles: El más glorioso fracaso cinematográfico de todos«, se atrevía, en gran parte impulsado por poseer la razón, a disminuir figuras tan míticas del séptimo arte como Martin Scorsese y Alfred Hitchcock, cuya comparación tan sólo hacía engrandecer el nombre de Welles. Ambos directores, indispensables figuras en su industria, palidecen como meros hombres de cine al ser confrontado su legado con la vida del autor de «Citizen Kane«, quien deslumbró como artista (actor, director, escritor, productor), político (por poco fue Secretario General de la ONU, hizo conferencias contra el fascismo, reemplazó a FDR en uno de sus debates mientras le hacía campaña), columnista (The Washington Post), mago (en televisión y Las Vegas) y tertuliano (fue host en su propio programa de televisión).

Leer más »

«Apocalypse Now», Un Mensaje Claro Y Fuerte

Dos hechos definen “Apocalypse Now” de una manera muy certera. El primero sucedió antes de empezar a filmar, cuando Francis Ford Coppola le pidió a su antiguo productor y mentor, Roger Corman, consejos para producir en Filipinas; a lo que muy acuradamente el gurú de las películas serie b le respondió: «No vayas». El otro se vivió en el Festival de Cine de Cannes, cuando Coppola, de manera muy elocuente, les dijo a los periodistas quienes lo entrevistaban: «Mi película no es sobre Vietnam. Mi película es Vietnam. Un grupo de jóvenes, en la selva, con mucho dinero, que gastaron de más y se volvieron locos».

Apocalypse Now (1979)
Apocalypse Now (1979)

Leer más »

«The Godfather»: Cuando La Mafia Pactó Con Hollywood

A principios de la década de los años setenta, a un joven y desconocido Francis Ford Coppola se le pidió que dirigiera la adaptación para cine de la novela “The Godfather”, del también joven y poco conocido Mario Puzo. Como resultado de esa unión, el cine habría de cambiar para siempre.

Sin embargo, desde muy temprano, los problemas comenzaron a salir a flote. La decisión de la Paramount, con Bob Evans, Charlie Bluhdorn y Peter Bart a la cabeza, era la de hacer una adaptación moderna y de pequeña escala, financiándola con un escaso presupuesto de menos de 2 millones de dólares. La visión que tenía Francis Coppola en la mente era tres veces más costosa. Los ejecutivos querían contratar a un joven, barato y dócil director italiano y Coppola resultó ser la peor decisión en ese sentido.

217198

Leer más »

«El Capo» de Marlon Moreno Solarte.

Colombia es un país particular. Para muchos de sus ciudadanos, el que se produzcan «narconovelas» nacionales, es causal de la mayor indignación puesto éstas, según mis compatriotas, dañan la imagen y nuestro buen nombre a nivel internacional.

No obstante, esas mismas personas que se rasgan las vestiduras con la emisión de cada capítulo, son, en gran parte, las mismas que votan en las elecciones, de manera mayoritaria, por un partido político cuyos integrantes están casi todos en procesos judiciales por nexos con grupos criminales narcotraficantes.

En breve, Colombia es un país indignado con las «narconovelas«; pero feliz con la «narcopolítica»

Marlon Moreno en
Marlon Moreno en «El Capo»

Leer más »