“Mad Max”, La Explosión De Las “Explotation Movies”.

Las Explotaition Movies son unas producciones muy baratas, hechas de manera muy ágil y con un muy bajo control de calidad, que han estado presentes en la cinematografía mundial desde los años 30. Este género del séptimo arte se caracteriza por su gratuita y cruda violencia, escenas de sexo injustificadas, un lenguaje vulgar, persecuciones en carros y muchos disparos.

Entre una de las razones más importantes para la existencia de este fenómeno, era que algunas productoras debían realizar estas películas de manera muy rápida, puesto que se centraban en hechos noticiosos que interesaban al público, los que eran explotados por estos pequeños estudios, denominados Powerty Row, de manera vertiginosa, con tal de aprovechar el interés de la gente. También, se hacían películas bajo esta modalidad, puesto que una vez algún estudio se enteraba que uno de sus competidores tenían un producto interesante, corrían a hacerle la competencia.

Ozploitation - Razorback Pacific Banana Turkey Shoot
Ozploitation Movies

Las explotaition son un género cinematográfico inmenso, que abarca algunos títulos ya muy reconocidos a nivel mundial, con algunas producciones hitos dentro de la cultura cinéfila: “Coffy” es una blaxploitation, Sergio Leone y sus spaghetti westerns son parte de este mundo, “Holocausto Caníbal” pertenece al sub genero de cannibal films y “Mad Max” es el mayor exponente de las OZploitation Movies.

En la década de los años setentas, hubo una especie de revolución en la cinematografía australiana, conocida como la Australian New Wave, que llevó a consolidar una industria cinematográfica con importantes nombres a nivel mundial como Peter Wier, Philip Noyce, Paul Hogan, Sam Neill y Nicole Kidman. De ese grupo, hubo una especie de movimiento paralelo de películas de muy bajos estándares de producción, que se vendían muy baratas gracias a sus ingeniosos e impactantes trailers, el que se denominaba Aussie o Australian o OZplotaition Movies. De estos. no cabe duda que sus mayores exponentes son George Miller y Mel Gibson con “Mad Max“, la que fue la primera película en usar lentes anamórficos en formato Widescreen en Australia y que abrió ese mercado al mundo.

Mad Max
Poster Original “Mad Max”

Miller escribió y dirigió está producción futurista sobre una sociedad que ha perdido todos los valores y se desenvuelve en medio de un mundo absolutamente cruel y peligroso. Como guardián de la justicia del apocalíptico futuro, tenemos a Max Rockatansky (Gibson), supermegapolicía que cuida las calles de los criminales que acechan por allí. En el cumplimiento de su deber, Max asesina al “Corredor Nocturno“, miembro de una banda de criminales motorizados que van a vengar la muerte de su amigo, asesinando al compañero de Max, su esposa y su hijo. A Max evidentemente no le gusta, por lo que decide vengarse de cada uno de ellos.

Viendo la película hoy en día, es difícil entender el por qué está película trascendió de la manera que lo hizo, convirtiéndose en uno de los clásicos de acción más importantes de todos los tiempos. La película costó 350.000 dólares, y se nota. Desde el inicio de sus baratísimos créditos, hasta el final de la película, es claro que la producción no contó con ningún tipo de ventajas para llevarse a cabo. La historia, hay que ser sinceros, no tiene nada de atractivo o de original. Y cómo si todo fuera poco, en Estados Unidos se les ocurrió la increíblemente tonta idea de doblar las voces de los personajes, para evitar el acento australiano.

maxresdefault (1)
Créditos “Mad Max”

Sin embargo, cuando un director tiene todas esas limitaciones y logra salir con un producto interesante, es que se genera una maravillosa conjunción inexplicable de elementos que convierten a estas películas en clásicos imperdibles y permanentes en la psiquis de la cultura popular. “Mad Max” tuvo una taquilla a nivel mundial de 100.000.000 de dólares, lo que le alcanzó para dos secuelas más, y posiblemente la tercera de nuestra época, la que parece ser muy esperada por seguidores en todo el mundo.

Ahora, una de las claves que llevan a que estas producciones se establezcan a nivel mundial, es que convierten las “desventajas” de la producción en elementos muy atractivos para el público. Cuando “Mad Max”, Gibson era tan desconocido que en los primeros trailers que se presentaron en Estados Unidos ni siquiera salía; pero habría de convertirse en una estrella mundial gracias a esta película. Algo parecido a lo que sucedió con Clint Eastwood y Pam Grier.

MAD MAX (1979)
Max Rockatansky

Y es que es Gibson quien lleva esta producción a ser lo que realmente es. Era un personaje que parecía caído del cielo para interpretar al policía del futuro. De hecho, la manera que Gibson llegó al casting de “Mad Max” fue totalmente por accidente, puesto que estaba acompañando a un amigo que tenía interés en el papel. Teniendo en cuenta que estaba moreteado porque la noche anterior había estado en una pelea en un bar, los productores lo invitaron para que hiciera una audición como un miembro del grupo de los bandidos de la película. A ellos les gustó, por lo que Gibson tuvo que volver varias semanas después para retomar su papel; pero cuando regresó ya no tenía los moretones, por lo que el director y los productores se fijaron en él de manera diferente y fue contratado como el protagonista del film que lo lanzaría a la fama. Es verdad que algunas personas nacen con estrella.

Así mismo, es de rescatar en la producción la muy envolvente música que compuso Brian May (tocayo del guitarrista de Queen), las bien filmadas (para la época claro está) escenas de acción y los trucajes baratos pero que tienen mucho encanto para las personas que se van interesando en la historia que se cuenta.

476556-mad-max-analisis-trilogia-original
Fotograma De “Mad Max”

“Mad Max” es una película totalmente temporal, que encontró su público en el lugar y el momento apropiado; pero que vista hoy en día de superproduciones es muy fácil concentrarse en sus limitantes y no en sus elementos más característicos e impactantes de su época. Es por eso que se define como un clásico de culto del cine de acción, porque en cierto sentido tuvo que haberse vivido ese momento para entender por qué esta película gusta tanto a algunas personas hasta nuestros días.

Como posdata, vale recordar la escena final de “Mad Max”, en donde el personaje le ofrece a su última victima la posibilidad de salvar su vida si con la ayuda de una sierra se corta la piena. ¿Les recuerda algo?

mad-max

Anuncios

2 comentarios en ““Mad Max”, La Explosión De Las “Explotation Movies”.

Deja un comentario